900 730 004

Llamada gratuita

Ejercicio físico: 7 creencias a debatir

En el verano por lo general se aumenta la actividad física. Ahora es más apetecible un paseo por el parque, la playa, etc. Nos da menos pereza ir o volver a los sitios andando, sobretodo si los días no son muy calurosos y el clima acompaña.
Pero a la hora de hacer ejercicio físico muchas veces no tenemos el suficiente tiempo para dedicarle, y queremos escoger lo más efectivo para bajar de peso,  aparte de saber que es una rutina saludable.
En el siguiente post hemos seleccionado 7 preguntas respondidas por especialistas en la materia, para explicar lo que realmente importa a la hora de ponernos en forma.

“El tiempo que uno emplea en estirar, después de ejercitarse, es tiempo perdido”

Totalmente falso. Estirar la musculatura después de una sesión de actividad física permite que los músculos se relajen y pierdan tensión, favoreciendo la regeneración del tejido celular y nuestra movilidad a largo plazo.

“Caminar despacio al menos una hora, es un excelente ejercicio”

Muy cierto. Los beneficios de la caminata son prácticamente incontables: disminuye  el nivel de estrés, favorece el sistema circulatorio y cardiovascular, y mejora la sensibilidad a la insulina, entre muchos otros.
Además de que es el primer paso obligado si se desea comenzar a practicar ejercicios desde cero, es decir, sin haber practicado nunca antes deportes. Este primer paso también es válido para los que sufren de sobrepeso.
¿Cómo saber cuando agilizar el paso? Cuando el ritmo que mantienes en tus caminatas te permita charlar fluidamente sin perder el aliento. Para no sobre exigirte, alterna tramos lentos con tramos de ritmo acelerado.
Pero un ritmo lento no es recomendable si el objetivo es perder peso a corto plazo, para ello deberás agilizar el ritmo de tus caminatas.


“Sudar es señal de debilidad física”

No es verdad. La transpiración en cantidad excesiva o mínima responde a cuestiones de índole genética, pero está comprobado que quienes transpiran “más”-para decirlo de alguna manera- son los deportistas bien entrenados, ya que cuentan con una mejor regulación térmica.

“Correr no es beneficioso ni saludable paras las articulaciones”

No es cierto, pero no es recomendable para quienes sufren de sobrepeso.
Correr es uno de los factores que ayuda a prevenir el desgaste de las articulaciones, ya que favorece la fluidificación del líquido que lubrica las articulaciones e incrementa el flujo de nutrientes hacia los cartílagos de nuestro cuerpo.
Si bien tiene estos beneficios, es una actividad física que se debe comenzar poco a poco: comenzar con 10 ó 15 minutos, durante el primer mes, y luego aumentar un 15% el tiempo por mes.


“Si hago actividad física la grasa acumulada se hace músculo”

Falso. Estamos hablando de dos tejidos diferentes: el tejido adiposo y el tejido muscular, y uno no se convierte en el otro, aunque a veces parezca que sí. A medida que el cuerpo se ejercita va quemando calorías, y ese espacio puede ser ocupado por el tejido muscular, según el tipo de actividad física que se realiza.
Pero el proceso inverso también puede darse, sobre todo después de los 30 años, cuando la falta de ejercicio puede llegar a producir la disminución del metabolismo hasta en un 3% por década. El tejido adiposo comienza a aparecer en las zonas en que antes había músculos, y que naturalmente funcionan como depósito de grasas, como la zona abdominal y las caderas.

“Si me ejercito en ayunas, quemo más calorías que si lo hago después de comer”

No es cierto y no es un hábito saludable. Realizar actividad física con el estómago vacío permite quemar la misma cantidad de grasa corporal, en comparación con las calorías que se consumen durante una actividad física que se realiza al menos dos horas y media después de comer. Hay que tener en cuenta que, en estos casos, la ingesta de alimentos debe ser moderada.


“Hacer ejercicios una vez por semana no sirve de nada”

Muy lejos de la realidad. Con una vez cada siete días se puede mantener la condición física y también las ganas de seguir ejercitándonos y de mover el esqueleto. Si eres principiante en la actividad física, tu rendimiento podrá incrementarse con esta frecuencia.

Desde Clínica Riba te animamos a hacer ejercicio físico de manera periódica, no sólo mejorarás tu figura sino te sentirás mejor. Si aún haciendo ejercicio tienes zonas “rebeldes” que no consigues reducir, podemos ayudarte con nuestros tratamientos reductores como la Hidrolipoclasia.

 

 

No hay comentarios





Agenda una cita para este tratamiento


(La visita no estará agendada hasta que te llamemos para confirmarla)

Los datos personales facilitados voluntariamente por el usuario, a través del presente formulario serán tratados, por Clinica Riba. como responsable del tratamiento, con la finalidad de atender su solicitud de presupuesto, pedido de cita o información general, así como para remitirle información sobre productos y/o servicios de la empresa. No se cederán, ni compartirán sus datos a ninguna otra empresa, entidad o aplicación propia o ajena. Puede usted ejercer los derechos de acceso, rectificación o supresión de sus datos, dirigiéndose a Clínica Riba , C/París 79 08029 – Barcelona. Para más información al respecto, puede consultar nuestra Política de Privacidad.

    Entradas recientes

    Comentarios recientes

    Categorías

Clínica Riba S.L. ©2019, all rights reserved

Aviso legal